Desarrollaremos un estudio de viabilidad para incorporar la formación de monitor de club homologada por la UIAA.

Si deseas valorar esta propuesta pincha en ella. 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (11 votos, promedio: 4,91 de 5)

Cargando...

3 pensamientos sobre “Desarrollaremos un estudio de viabilidad para incorporar la formación de monitor de club homologada por la UIAA.”

  1. Esta iniciativa es brillante, hasta ahora dependía de la iniciativa de cada escuela territorial. Y en proceso era largo y complejo.
    El único matiz que hay que tener en cuenta es la leyes del deporte y/o turismo activo de cada comunidad.

    Se tendrá que matizar o cambiar algunas ya que en varias comunidades cuando exista el desarrollo normativo pleno los monitores/as benévolos dejarán de tener “competencias”.

  2. Esta es una propuesta muy necesaria de materializar. Los Estandares de la UIAA para guias e instructores voluntarios solo habla de eso, de Voluntarios, categoría que no deja lugar a dudas. El término Benévolo da lugar a extrañas interpretaciones y creo que no ayuda a la verdadera vocación del voluntariado. También sería muy conveniente coordinarlo con los procesos de acreditación de competencias profesionales en cuanto a las homologaciones. El carácter de voluntario nunca debe desvincularse de la formación y competencia profesional. Enhorabuena por esta forma de participación que confío de frutos en el futuro.

  3. No estoy de acuerdo en la creación de esta figura por varias cuestiones:
    – en primer lugar, se está “titulando” a una persona, con un título no profesional, para ejercer una labor que exige una responsabilidad sobre un grupo y para la que ya existen titulaciones, tanto federativas, académicas y profesionales. Creo que el camino sería dar la formación técnica y de seguridad necesarias a las personas dinamizadoras de cada área deportiva de los clubes, a fin de que las actividades que organicen (no que guíen, que es lo que en realidad están haciendo en la gran mayoría de los casos) sean lo más seguras posible. También como un reconocimiento a esa labor tan importante en el seno de los clubes.
    – En segundo lugar, la finalidad de nuestra labor como formadores es dotar a los deportistas de los conocimientos suficientes para realizar, a cada nivel, actividades seguras y de forma AUTÖNOMA; si lo que hacemos es titular a una persona para que lleve a los demás (será el monitor a todos los efectos) no conseguiremos ese propósito y además estaremos cargando a una persona voluntaria con una responsabilidad que a mi modo de ver no le compete.
    En cualquier caso, es un tema que exige una reflexión profunda en la sociedad y dinámica actual de los clubes, que difiere mucho de la de hace años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *